Oración a San Aparicio para que aparezca algo perdido.

, por  Oráculo de Delfos 51377

Oración a San Aparicio para que aparezca algo perdido.

Una de las oraciones más sorprendentes y con mayor grado de efectividad es sin duda, ésta para que aparezca aquello que hayamos perdido.
Si este es tu caso, te recomiendo que lo hagas con fe y confianza. Muchas veces las pérdidas no tienen por qué ser de cuestiones materiales como muchos creen.

Es verdad que la mayoría de las veces esta oración se utiliza para encontrar esas llaves perdidas o esos documentos.
Pero en mis estudios esotéricos, creo que esta oración es también muy efectiva si lo que buscas es algún elemento del que careces. Como por ejemplo, confianza, autoestima… Inténtalo. No tienes nada que perder. Pero siempre, CONFÍA EN TI.

Preparación:

Vamos a proceder a realizar esta invocación. Es recomendable, aunque no imprescindible, antes de recitarla proceder a encender una vela de color blanco.

Posteriormente es aconsejable en estos momentos no pensar más en la petición y quedar en paz procurando tener la mente en blanco unos segundos.

Oración:

Te ruego San Aparicio,

que según apareció el niño jesús por tu poder y paciencia,

hagas también que todo aquello que yo busque
aparezca al invocar tu glorioso nombre,
que todo mi bien perdido aparezca,
que al pasar por algún tránsito escabroso
se presente en mi compañía el ángel de mi guarda enviado por dios;
intercede por mi, que al tiempo que mis labios pronuncien
las tres palabras: “aparezca”, ha de aparecer, san aparicio me lo entrega,
que se descubran y desaparezcan los obstáculos
que hayan ocasionado la pérdida de aquello
que te encomiendo me busques,
no desoigas mis súplicas que de corazón te hago;
jamás te pediré un imposible, todo será justo y
religiosamente me pertenecerá,
así es que según apareció el niño perdido,
el cual tú mismo entregaste a la legítima madre.
Quiero también, que lo hagas con lo que a mi me pertenece.
Amén. Jesús.

Alabanzas a San Aparicio

celebre todo cristiano

el dulce nombre Aparicio

que su poderosa mano

nos entregue lo perdido.

(aquí se pide lo que se desea)

El Oráculo de Delfos. Te veo. Te ves.