Oración al Arcángel San Gabriel para milagro


Sábado 5 de abril de 2014
por  Oráculo de Delfos
 Visitas  749




Oración al Arcángel San Gabriel

Historia

El ángel Gabriel significa«fuerza de Dios», «poder de Dios» o «fortaleza de Dios», es uno de los tres arcángeles principales dentro de las religiones judía, cristiana e islámica.
Las Iglesias católica, ortodoxa y algunas protestantes, junto con el islam, lo consideran arcángel por ser junto con Miguel (el «vencedor de dragones» y Rafael («guía de médicos y de viajeros»), los únicos «ángeles con nombre», mensajeros de Dios encargados de llevar a cabo misiones especiales. Su jerarquía está vinculada a su «proximidad al trono de Dios». Se lo considera el «guardián del tesoro celestial», el «ángel de la redención», el «iniciador», y el «mensajero supremo de Dios». En el islam, también se considera a Gabriel como uno de los principales mensajeros del Altísimo, pues es él quien reveló a Mahoma el Corán.
Su representación más común es la de la Anunciación y en el caso musulmán, la de la revelación a Mahoma, aunque también ha sido retratado llevando un mensaje escrito en la mano. Además es él quien vigila la entrada del Edén, para evitar que entren los descendientes de Adán y Eva, aunque hay algunos que afirman que quien vigila es el Arcángel Miguel. En las pinturas, Gabriel suele aparecer con figura majestuosa, ricamente ataviado, y su diestra suele figurarse en actitud de saludo y de bendición.

Preparación:

Vamos a proceder a realizar esta invocación. Es recomendable, aunque no imprescindible, antes de recitarla proceder a encender una vela de color morado.
Posteriormente es aconsejable en estos momentos no pensar más en la petición y quedar en paz procurando tener la mente en blanco unos segundos.

Oración:

Oh Dios que con admirable sabiduría
distribuyes los ministerios de los ángeles
y de los hombres. Te suplico que nuestra vida
se sienta siempre protegida en la tierra
por aquellos que te asisten en el cielo.
Que sintamos profundamente la alegría de la
Buena Nueva que San Gabriel trajo para los hombres de buena voluntad
y que caminemos seguros por la senda de la salvación,
bajo la fiel custodia de tus ángeles.
Oh Gabriel anunciador de la buena nueva,
guía mi camino y protégeme.
Te pido (decir el deseo) para que mi camino sea mejor,
siendo mi camino mejor, prometo que lo serán los de todos aquellos
que me rodean.
Así sea.

El Oráculo de Delfos. Te veo. Te ves.







Comentar el Artículo





Estadísticas

Última actualización

Jueves 24 de enero de 2019

Publicación

1021 Artículos

Visitas

1010 hoy
1335 ayer
5956913 desde el principio

Visitantes conectados: 38